Remedios caseros para quemaduras de 1er. grado.

Fuente: Healthy Food Place 

Las quemaduras de primer grado también son conocidas como quemaduras superficiales. La mayor parte del tiempo, no requieren tratamiento médico. Es importante señalar, sin embargo, que es posible que necesites ver a un médico si la lesión abarca una gran área del cuerpo.

Un ejemplo de una quemadura de primer grado es permanecer bajo el calor abrasador del sol que conduce a las quemaduras solares. Otro ejemplo es el tipo de quemadura que se obtiene cuando se entra en contacto con agua caliente o utensilios de cocina. A diferencia de todos los otros tipos de quemaduras que son más severas, las quemaduras de primer grado pueden ser tratadas eficazmente en casa. Además de que los signos y síntomas, tales como enrojecimiento de la piel, inflamación y el dolor tienden a desaparecer por sí mismos después de unos días.

No entres en pánico si no puedes tener a la mano el tubo de ungüento para quemaduras en tu gabinete de primeros auxilios. A continuación te compartimos los mejores remedios caseros para las quemaduras de primer grado:

Chorro de agua fría

En el momento que ocurra una quemadura, colocar la parte lesionada bajo el chorro de agua fría. Esta solución ayudará a detener el empeoramiento de la quemadura, y también ayudará a aliviar el dolor. Si no es posible que el área quemada de tu cuerpo pueda ser colocada bajo un chorro de agua fría, una compresa te ayudará.

Gel de Aloe Vera

Si tienes aloe vera en tu jardín, sólo tienes que poner un pie en él y cortar una hoja. El gel en su interior contiene vitamina E, un antioxidante que ayuda a calmar una quemadura de primer grado, así como promover su curación inmediata. Una vez curado por completo, continúa con la aplicación del gel en la zona para ayudar a prevenir la formación de cicatrices.

Jugo de papa cruda

Uno de los remedios caseros más populares para las quemaduras menores es el jugo de papa cruda. Tan pronto como haya pasado la quemadura, rallar un pequeño trozo de papa y colocar la pasta en la zona lesionada. El uso de una papa fresca del refrigerador puede proporcionar una acción adicional calmante. La colocación de una rebanada delgada de papa cruda sobre la quemadura ayuda también.

Miel pura

Una forma muy simple y rápida para remediar una quemadura de primer grado es mediante la colocación de una cantidad generosa de miel pura en la zona afectada. No es ningún secreto que la miel contiene antioxidantes que favorecen la cicatrización y reparación de la piel dañada. Gracias a las excelentes propiedades antibacterianas de la miel, una infección puede mantenerse lejos.

Aceite de coco

Hay numerosos aceites saludables en el planeta, y uno de los más reconocidos es el aceite de coco. Se puede aplicar generosamente sobre una quemadura de menor importancia y no sólo podrá lograr un alivio inmediato, sino que también evitará que ocurra infección en la lesión. La aplicación del aceite de coco después de que la quemadura se haya curado, puede ayudar a prevenir el desarrollo de cicatriz.

Bolsas de té negro húmedas

Poner inmediatamente un par de bolsas de té negro en una taza de agua tibia. Deja que el agua se enfríe durante unos minutos. Una vez frío, colocar suavemente las bolsas de té en el sitio quemado y dejar allí durante varios minutos para permitir que los taninos en el té ayuden con el dolor e inflamación. Alternativamente, es posible utilizar un algodón empapado en té negro.

Vinagre diluido

Otro remedio casero para las quemaduras de primer grado que ya está en tu cocina es el vinagre. Puedes optar por el vinagre blanco regular o vinagre de sidra de manzana. Diluir la elección de vinagre con cantidades iguales de agua. Usa una bola de algodón, y aplica un poco de la mezcla en el área quemada de la piel de vez en cuando.

Leche fría

Una de las soluciones más suaves para una quemadura menor es la aplicación de leche fría. Hay que agarrar inmediatamente del refrigerador leche entera y verter un poco en la lesión. La temperatura fresca ayudará a aliviar el dolor y prevenir que la quemadura progrese, mientras que la grasa y todos los otros nutrientes presentes promoverán la curación de la piel.