Receta: Calabaza salteada + Ensalada de Arúgula, una combinación que te dejará completamente satisfecha.

11_CFL_POST_RECETAS_calabaza_salteada (1)

Fuente: mbg / mindbodygreen

Mi cena perfecta entre semana debe estar llena de verduras y alimentos integrales, que me haga sentir satisfecha, y además que tenga un sabor delicioso, que sea bastante fácil de hacer y rápida.

Las comidas en 15 minutos son sanadoras y tratan sobre alimentarse bien con un mínimo esfuerzo. Estas recetas están diseñadas para inspirarte a cocinar algo sano sin interferir con todo lo demás que tengas que hacer.

Nota: Algunas comidas pueden tomarte un poco más de tiempo para cocinarse, pero tratamos de asegurarnos que haciendo todo a la vez, en 15 minutos, tu comida quede lista y sea una experiencia relajante, reparadora y nutritiva.

Esta ensalada tibia es la cena ideal en una noche de verano, cocinada de manera rápida con verduras salteadas hará que te sientas más satisfecha (además que es más fácil de digerir) que una ensalada cruda, y pasarás muy poco tiempo en la cocina.

La calabaza repleta de fibra adquiere fácilmente los sabores del aceite de oliva, chile y ajo. La arúgula es una gran hoja verde que puedes usar para un sabor picante y además contiene propiedades de apoyo para tu hígado, y cuando se combina con el mijo es rica en manganeso, junto con los chícharos y la menta, obtendrás una ensalada rica en vitaminas y proteínas vegetales.

Los rábanos en rodajas finas, las hierbas frescas, las aceitunas fileteadas, y el queso feta desmenuzado se utilizan como guarnición para hacer de esta ensalada una comida de tamaño extra en sabor y textura.

Puedes sustituir el mijo por quinoa, o si así lo deseas como topping un huevo escalfado o pollo asado.

Ensalada caliente de calabaza salteada con mijo

  • 2 porciones

Ingredientes:

  • 1 taza de mijo o quinoa cocida (½ taza sin cocinar)
  • Aceite de oliva
  • 2 calabazas medianos, cortadas a lo largo y por la mitad, a continuación, se cortan en trozos de 1 pulgada
  • 2 dientes de ajo, finamente picado
  • 1 taza de chicharos congelados, descongelados
  • Pizca de chile
  • 2 puñados de arúgula
  • 4 rábanos, en rodajas delgadas
  • Aceitunas Kalamata (o negra), sin hueso y cortadas en trozos pequeños
  • ¼ taza de hojas de menta fresca
  • ¼ de taza de queso feta desmenuzado
  • El jugo de ½ limón
  • Sal y pimienta

Preparación:

  1. Si el mijo no está cocido, poner a hervir en una olla mediana, de acuerdo con las instrucciones del paquete (tardará de 15 a 20 minutos).
  1. Calentar el aceite de oliva en una sartén grande y alta. Añadir las rodajas de calabaza. Sazonar con una pizca de sal. Cocer durante unos 3 minutos, revolviendo una vez o dos veces (para obtener tonos dorados en la calabaza).
  1. Añadir el ajo y revolver. Dejar cocinar por otro minuto hasta que el ajo esté fragante. Añadir los chícharos, y revolver para mezclar. Retirar del calor.
  1. Agrega el chile, arúgula, rábanos y aceitunas en la sartén caliente.
  1. Sirve la mezcla sobre el mijo y adornar la parte superior con menta fresca, queso feta, jugo de limón, y pimienta molida negra. Añadir otro chorrito de un buen aceite de oliva si así lo deseas. Mezcla una vez más para permitir que los ingredientes se mezclen un poco más.