Tendencia: 7 alimentos que apoyan a tu salud digestiva

genibrelimon


Fuente: Mindbodygreen

Ya sea que te estés recuperando de una gran cena del fin de semana, o de una salida por la noche en la ciudad, o, ya sabes, una reunión en martes, de vez en cuando todos experimentamos las molestias de la indigestión.

La próxima vez que tu tracto digestivo empiece a dar problemas, no vayas a tu farmacia local a comprar píldoras o tabletas, mejor añade algunos de los siguientes alimentos integrales curativos a tu dieta:

  • Jengibre

El jengibre ayuda a la digestión mediante la estimulación de las enzimas digestivas. Bebiendo té de jengibre antes o durante la comida puedes reducir gases intestinales y distensión abdominal. Añade jengibre a los jugos hechos en casa, prepara una taza de té de jengibre, o simplemente mastica jengibre crudo para un alivio inmediato.

  • Menta

La menta es un anti-espasmódico natural que puede ayudar a calmar un estómago irritado. La mejor manera de disfrutar de un té de menta es poner a hervir algunas hojas en agua caliente, relájate y disfruta.

  • Hinojo

El hinojo ayuda a mantener el buen funcionamiento del sistema digestivo y puede reducir la acidez estomacal, gases intestinales, distensión y náuseas. El hinojo tiene un sabor similar al regaliz y se puede añadir a tus ensaladas, la mejor combinación es con mango y limón, te ayudará a estimular la digestión y refrescar el aliento.

  • Alimentos fermentados

Los alimentos fermentados en definitiva son probióticos, ya que están llenos de bacterias productoras ácido lácticas que ayudan a mantener la salud intestinal. Trata de agregar a tu comida kimchi, chucrut, o kefir. El sabor de estos alimentos puede ser muy fuerte, así que prueba sólo de uno a la vez.

  • Caldo de huesos

El caldo de huesos ayuda a sanar el intestino permeable causado por una dieta rica en gluten, azúcar y productos lácteos. Puedes hacer tu propio caldo de huesos o comprarlo pre-hecho en una tienda local de alimentos saludables.

  • Linaza

Las semillas de linaza son una gran fuente de fibra soluble, que ayuda a mantener los intestinos funcionando correctamente. Asegúrate de molerlas antes de consumirlas y luego disfruta de un smoothie por la mañana con harina de avena, o como espesante para sopas.

  • Ghee

El Ghee o mantequilla clarificada, ayuda a equilibrar el microbioma en el tracto digestivo. El Ghee es rico en ácido butírico, un ácido graso de cadena corta. Las bacterias intestinales buenas convierten la fibra en ácido butírico y luego se usa como energía y apoyo a la pared intestinal. Utiliza el ghee para cocinar y freír los alimentos como hot cakes y salteado de verduras. El Ghee es tolerante a altas temperaturas(482 ° F), y no se descompone en radicales libres como muchos otros aceites.

Para mantener una digestión saludable y prevenir futuros ataques de indigestión, asegúrate de mantener una dieta que alta en fibra, probióticos, y omega-3, comer enzimas vivas que vienen de fruta fresca como la papaya.