Sabías todos estos beneficios del jengibre?

Si alguna vez tomaste Ginger Ale para un dolor de estómago, entonces entiendes los beneficios del jengibre. Desde hace más de 2,000 años en China, esta raíz se ha utilizado para tratar náusea, malestar estomacal, ayudar con la digestión y prevenir la diarrea.

Típica de la cocina asiática, el picante rizoma subterráneo de la planta de jengibre es firme con una textura estriada. Puede ser amarilla, blanca o roja, dependiendo de la variedad, y está cubierta por una piel café y gruesa o delgada, dependiendo si la planta fue cosechada madura o joven.

¿Para qué sirve el jengibre?
De hecho, para mucho. En el 2009 un estudio demostró que tomar suplementos de jengibre tomados junto con medicina antiemética reducía la náusea inducida por la quimioterapia en un 40 por ciento.
“Terapéuticamente también se usa para mejorar la circulación y para el dolor de la espalda baja. A nivel emocional, puede actuar como catalizador si te falta energía o está dejando todo para después,” comenta Laurie Steelsmith, una naturópata certificada y autora de “Natural Choices for Women’s Health”.

Estudios han demostrado que también puede reducir el dolor muscular, eliminar la inflamación, ayudar con los dolores de la menstruación y migrañas, y también puede reducir o matar a las células cancerígenas de los ovarios y el colon. Aquí hay algunos de los beneficios del jengibre:

Náusea y mareos: El jengibre es conocido por su habilidad para reducir la náusea y es muy útil en el mareo por movimiento o por el mar. Las mujeres que sufren de náusea matutina por el embarazo también pueden beneficiarse de los efectos del jengibre.

Complicaciones de la diabetes: Estudios han demostrado como el jengibre puede reducir los niveles de proteína en la orina, disminuir la ingesta de agua y la producción de orina y revertir la proteinuria, que es el daño renal causado por el exceso de proteína en la orina. El jengibre también puede proteger los nervios en los diabéticos y reduce los niveles de grasa en la sangre. “El jengibre puede ayudar a aumentar la circulación, diluir la sangre y bajar la presión arterial y el colesterol”, dice el autor Steelsmith.

Artritis: Un estudio demostró que los pacientes con artritis que consumen jengibre experimentaron una disminución significativa del dolor y de la pérdida de movimiento.

Gripa y Resfriado: Los practicantes de medicina china normalmente recetan jengibre para tratar los síntomas del resfriado y la gripa. Esta raíz actúa como un antihistamínico y descongestionante.

Una dosis de jengibre
El jengibre es susceptible al calor y al oxígeno, por lo que hay que tener cuidado al manejarlo, y guardar en un lugar frío y seco.

Para hacer té, hay que pelar la piel de un pedazo de jengibre fresco, cortarle un pedazo de 5 cm y rebanarlo dentro de dos tazas de agua para hervir durante 20 minutos. Remueve las rebanadas de jengibre y vacía en una taza, agrega miel y unas gotas de limón.

También se puede encontrar el jengibre en cápsulas o polvo.